Ir al contenido principal

Por el libre derecho a actuar en democracia

Comunicado
Tomado de Pacocol
Por Jaime Caycedo T. 
Secretario General Partido Comunista Colombiano PCC


Los reiterados actos de agresión contra activistas y directivos del partido FARC indican una acción sistemática, programada, organizada y estimulada por conocidos voceros de ultraderecha. 

  

En contradicción con las afirmaciones de Rafael Pardo, Ministro del Posconflicto y del editorial de El Espectador de febrero 6, no hay nada de espontaneo en estos ataques. Sorprende que altos funcionarios, editorialistas y provocadores coincidan en atenuar la gravedad de conductas que terminan favoreciendo delitos contra la libertad de reunión y expresión ciudadana y estimulando asonadas que ponen en riesgo la vida y la integridad de compatriotas o daños de bienes inmuebles y vehículos.   

Más asombroso aun es que el Código de policía que se aplica con rigor extremo a las protestas cívicas, estudiantiles, de vendedores ambulantes o campesinas, se vuelve tolerante ante las agresiones violentas contra quienes han decidido actuar en democracia. 

La orden de “no reaccionar” impartida por la Dirección de la Policía facilita el copamiento, la acción vandálica de los agresores fascistas y la comisión de sus delitos. Los condenables sucesos de hoy, en Cali y Yumbo hacen necesario un viraje en el modo de hacer efectivas las garantías para todos.   

El Partido Comunistas Colombiano condena estos hechos y señala la responsabilidad del gobierno nacional en su cadena de mando por permitir tales atropellos a los derechos y libertades fundamentales, que constituyen otros tantos atentados contra la consolidación de la paz y la justicia social que reclama el pueblo colombiano. 

Exige de la Procuraduría investigar la posible participación de funcionarios y agentes de la inteligencia intervinientes en la organización y promoción de este tipo de actos. 

Llama a la solidaridad activa frente a los atropellos de quienes pretenden legitimar la estigmatización, el matoneo y la amenaza como medio acción.        

Partido Comunista Colombiano 
Jaime Caycedo Turriago 
Secretario General   

Comentarios

Entradas populares de este blog

‘Empresas palmicultoras sirvieron a intereses de las Autodefensas’: Corte Suprema

Noticia Por CM&





Al dejar en firme una condena de diez años de prisión en contra del empresario, Antonio Nel Zúñiga Caballero por los delitos de invasión de tierras, desplazamiento forzado y concierto para delinquir, la Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia hizo todo un análisis de cómo se aliaron palmicultores e integrantes del Ejército Nacional con integrantes de las Autodefensas Unidas de Colombia en el Chocó, para llevar a cabo el proyecto agroindustrial de la “Casa Castaño”.

Gobierno Nacional y Fiscalía General intentan obstruir a la JEP

Noticia Por Colombia Soberana


Después de que los Magistrados de la Jurisdicción Especial para la Paz, JEP, suspendieran el trámite de extradición contra Jesús Santrich, en un comunicado a la opinión pública firmado por el Ministro del Interior Guillermo Rivera y  su homologo de la cartera de Justicia y del Derecho Enrique Gil, el Gobierno Nacional asegura, entre otras cosas, que la JEP no tiene competencia y  su decisión la toma basada en protocolos que ella se dictó.
Al mismo tiempo el Fiscal General, Nestor Humberto Martínez, manifestó que le pidió al Procurador Fernando Carrillo que intervenga frente a la Sección de Revisión de la JEP para que revoquen la decisión "en defensa del orden constitucional de la República". 
Esta reacción del Estado se suma al ya conocido incumplimiento del Acuerdo de La Habana, los reiterativos ataques para modificarlo, su ya comprobada falta de voluntad de paz y la carencia de autonomía frente a otros países, especialmente Estados Unidos, que pon…

FARC ¿La amenaza desde dentro?

Análisis Por María Méndez Colombia Soberana



Antes de iniciar, debo disculparme por tomar este párrafo a nombre personal, para aclarar que he compartido diferentes espacios con el Camarada Santrich, con quien  tenemos una relación de respeto mutuo y admiración de mi parte. Lo acompañé en su anterior huelga de hambre. Respeto y apoyo su decisión en esta etapa, sin embargo, debo expresar mi preocupación por su vida. De los momentos que compartimos con él recuerdo a un hombre amable, divertido y atento, un ser humano compasivo que abría las puertas de su casa y corazón para todo aquel que trabajara por la paz y por llevar adelante este proceso. Aclarada mi posición sobre el Camarada, seguiré con el tema de este escrito.
Ya varias veces se ha dicho, el Proceso de paz no está en su mejor momento, y esto lo agrava el montaje judicial hecho a Jesús Santrich, a quien le enviamos nuestro más efusivo saludo. Pero más allá de esto, el Acuerdo de La Habana tiene un lamentable cumplimiento entre el 15%…