Ir al contenido principal

Asesinados tres hermanos reclamantes de tierra en Sucre

Comunicado
Tomado de Pacocol
Por Movice


El Movimiento Nacional de Víctimas de Crímenes de Estado – Movice Capítulo Sucre denuncia y rechaza enérgicamente el asesinato de tres hermanos en el corregimiento La Guaripa, Sucre a manos de tres encapuchados pertenecientes a la vigilancia privada del exdirector de la Caja de Compensación Familiar de Sucre (Comfasucre), William Martínez, quien no permite la entrada de los herederos a sus propias tierras, queriéndose  apropiar irregularmente de toda la finca, cuando los hermanos se disponían a trazar los linderos en  finca ‘La Concepción’ que les fue heredada de su padre, recibieron varios disparo que terminaron con sus vidas según testigos.



Hechos                       

El jueves 25 de enero se dirigieron los hermanos Humberto Manuel Escobar Mercado (de 68 años, casado y con 6 hijos, uno menor de edad), Prisciliano Manuel Mercado García (de 63 años, casado y con tres hijos, uno menor de edad) y  Manuel Eusebio Osorio Escobar  (de 53 años, casado y con cuatro hijos, uno menor de edad) hacia la finca ‘La Concepción’ alrededor de las 8 de la mañana. El objetivo era trazar los linderos de su propiedad con el respaldo de una orden policial, dado que les ha sido negado el acceso desde el 2016, para acceder a las 692 hectáreas que les corresponden, ya que el señor William Martínez solo compró 608 hectáreas de las 1300 que tiene la finca la concepción.   

Al intentar realizar su trabajo, fueron sorprendidos por tres encapuchados, que pertenecen a la vigilancia privada de Martínez, propietario de 608 hectáreas de la finca. Sin mediar palabra y a pesar del llamado al diálogo de uno de los hermanos, dos fueron asesinados inmediatamente con arma de fuego y el tercero quedó gravemente herido y falleció horas después. 

Antecedentes

La finca, inicialmente de 1.300 hectáreas  y propiedad del difunto Pedro Simón Escobar Bustamante, fue vendida hace 6 años por Marlen Gómez, esposa del fallecido Eduardo Enrique Escobar Salon, hijo mayor del difunto y quien ejerció como administrador hasta su muerte. William Martínez pagó por 608 hectáreas, y  por la fuerza ha desterrado a los demás hermanos de la propiedad que les corresponde por herencia. 

En el 2016, el fallecido Humberto Manuel Escobar Mercado y su hijo Onel Escobar Alviz fueron golpeados, por lo que se hicieron las respectivas denuncias a las autoridades competentes en Sucre, Sucre. En ocasiones anteriores, Martínez ordenó tumbar las casas en las que habitaban los hermanos, también los trabajadores encerraban el ganado de la familia Escobar para que muriera de hambre y, en una ocasión, el trabajador al que le dicen ‘el guajiro’ con  su arma le tumbó el celular de una hermana de los fallecidos. 

A pesar de los intentos de los reclamantes por llevar el proceso judicial, en muchas ocasiones los abogados renunciaban argumentando que no era posible continuar con el proceso

Exigimos

A la Fiscalía General de la Nación que realice las investigaciones exhaustivas de los hechos y se judicialice a los responsables materiales e intelectuales de los asesinatos de los reclamantes de tierras.

A la Unidad Nacional de Protección que acompañe a los familiares de los hermanos Escobar fallecidos, quienes en estas circunstancias temen por sus vidas.

Este hecho constituye un hecho más de violencia contra los/as reclamantes de tierra en el país. La comunidad sucreña se solidariza y se encuentra conmovida por la falta de garantías en la exigibilidad de los derechos a la tierra y el territorio.

Enero 30 de enero de 2018

Comentarios

Entradas populares de este blog

‘Empresas palmicultoras sirvieron a intereses de las Autodefensas’: Corte Suprema

Noticia Por CM&





Al dejar en firme una condena de diez años de prisión en contra del empresario, Antonio Nel Zúñiga Caballero por los delitos de invasión de tierras, desplazamiento forzado y concierto para delinquir, la Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia hizo todo un análisis de cómo se aliaron palmicultores e integrantes del Ejército Nacional con integrantes de las Autodefensas Unidas de Colombia en el Chocó, para llevar a cabo el proyecto agroindustrial de la “Casa Castaño”.

Gobierno Nacional y Fiscalía General intentan obstruir a la JEP

Noticia Por Colombia Soberana


Después de que los Magistrados de la Jurisdicción Especial para la Paz, JEP, suspendieran el trámite de extradición contra Jesús Santrich, en un comunicado a la opinión pública firmado por el Ministro del Interior Guillermo Rivera y  su homologo de la cartera de Justicia y del Derecho Enrique Gil, el Gobierno Nacional asegura, entre otras cosas, que la JEP no tiene competencia y  su decisión la toma basada en protocolos que ella se dictó.
Al mismo tiempo el Fiscal General, Nestor Humberto Martínez, manifestó que le pidió al Procurador Fernando Carrillo que intervenga frente a la Sección de Revisión de la JEP para que revoquen la decisión "en defensa del orden constitucional de la República". 
Esta reacción del Estado se suma al ya conocido incumplimiento del Acuerdo de La Habana, los reiterativos ataques para modificarlo, su ya comprobada falta de voluntad de paz y la carencia de autonomía frente a otros países, especialmente Estados Unidos, que pon…

Atentan contra la vida de la ganadora del Premio Nacional por la defensa de los Derechos Humanos

Noticia en desarrollo Colombia Soberana


La defensora de los Derechos Humanos, María Ruth Sanabria, sufrió un atentado la noche de hoy 22 de mayo. Los hechos ocurrieron en Fortul Arauca. Según fuentes cercanas una camioneta roja venía siguiendo el carro en el que se movilizaba la abogada desde que salió de Beyotes, en Tame. Una vez llegaron a su destino, desde la camioneta dispararon al parecer ráfagas de fusil, la defensora y sus acompañantes alcanzaron a llegar a la estación de Policía.
María Ruth Sanabria, miembro del Comité Permanente para la Defensa de los Derechos Humanos CPDH, ganadora del premio Nacional por la Defensa de los Derechos Humanos, militante del Partido Comunista Colombiano y sobreviviente del genocidio contra la Unión Patriótica, entre sus múltiples actividades en pro de la comunidad, viene denunciando la presencia y persistencia de grupos paramilitares en Arauca.