Ir al contenido principal

Comunicado sobre la “Declaración de Principios sobre el Punto 5 de la Mesa de Negociación"

Comunicado
Tomado de Movice
Por Organizaciones 

Foto: Rueda de prensa #FARC-EP - Una Nueva Colombia, sí es posible 

...Sí; las víctimas son #víctimas del conflicto, y el Estado es el máximo responsable por acción o por omisión. Esa es la verdad, y como dice el Libertador, la verdad pura y limpia es la mejor manera de persuadir...
#YoapoyolosDialogos
Ver más: http://goo.gl/GIeHpY
Foto tomada de FARC-EP

Colombia sin Heridas, Comunidades Construyendo Paz en los Territorios, CONPAZ, el Movimiento de Víctimas de Crímenes de Estado saludan a las partes en La Habana y reciben con agrado y esperanza la “Declaración de Principios sobre el Punto 5 de la Mesa: Víctimas”.

La formulación de los principios que regirán la negociación concreta el anhelo de las víctimas. Representa no solo un logro de la Mesa sino también de la lucha que por décadas ha librado el movimiento de víctimas y defensores de derechos humanos por el reconocimiento de todas las víctimas.

El enfoque de derechos humanos con perspectiva de género podrá hacer posible que las medidas de justicia transicional pactadas respeten los derechos de las víctimas a la verdad, la justicia, la reparación y las garantías de no repetición. Nos mantendremos vigilantes para que así sea.

Las manifestaciones explícitas como, por ejemplo, “los derechos de las víctimas no son negociables” y “no vamos a intercambiar impunidades” refuerzan la confianza de las víctimas en el proceso de paz. Entendemos estos pronunciamientos como compromisos asumidos con las víctimas y, con base en ellos, evaluaremos el acuerdo final.

Hacemos un llamado para que el principio de participación sea entendido de manera amplia e incluyente para asegurar la mayor diversidad posible en las delegaciones que asistan a La Habana. Consideramos necesario que la Mesa de La Habana abra las puertas a numerosos movimientos y organizaciones y no solo al mecanismo institucional de participación contemplado en la Ley 1448.

Hacemos llegar a las partes nuestra demanda de que las víctimas puedan ser escuchadas sobre un abanico amplio de temas y quedamos a la espera de la metodología de las conversaciones.

El reconocimiento de todas las víctimas pasa por superar el 'negacionismo' en el que incurren las partes y, en consecuencia, iniciar reformas institucionales que permitan adelantar un proceso de depuración de las tres ramas del poder público. Se debe generar un ambiente de cero tolerancia a la violencia política y lograr el fin definitivo del paramilitarismo.

La Comisión de Esclarecimiento Histórico del Conflicto constituye el paso inicial para conocer la verdad de lo que ha ocurrido en Colombia. Su informe se constituirá en el punto de partida de una Comisión de la Verdad independiente. Recomendamos que, entre los expertos que conformen la Comisión de Esclarecimiento Histórico del Conflicto, se incluyan víctimas.

La división de la Mesa en dos sub-mesas, una de las cuales comenzará a tratar el punto “fin del conflicto”, acelerará los tiempos de negociación y nos hace confiar en que el cese al fuego definitivo y bilateral se dará más cerca que lejos.

Como movimientos de víctimas, participaremos con propuestas en los Foros acordados por la Mesa. De igual manera esperamos la invitación a La Habana y continuaremos apoyando la solución negociada del conflicto armado.

Será necesario que el Estado adopte medidas urgentes para garantizar la seguridad a las víctimas y organizaciones de derechos humanos en todo el territorio nacional. Por lo anterior, proponemos una reunión conjunta entre Presidencia de la República, el Ministerio de Justicia, la Unidad Nacional de Protección y las organizaciones nacionales de víctimas.

Comentarios

Entradas populares de este blog

La guerra y la paz, el petróleo y el fracking

Análisis Tomado de Las 2 Orillas Por Gabriel Ángel


Todos los días vivimos el pulso permanente entre la guerra y la paz. De pronto pasan a primer plano las maniobras militares ordenadas por el presidente Nicolás Maduro en la frontera, y las furiosas reacciones del lado colombiano, que neciamente fanfarronean en torno al inmediato apoyo que recibirían del gobierno de Trump, en caso de cualquier ataque militar.


Retumba el coro acusador contra la revolución bolivariana. Los medios despliegan incontables declaraciones en torno a la presencia de guerrillas en el vecino país, con pleno apoyo del gobierno venezolano, al tiempo que la Cancillería colombiana anuncia acciones inmediatas de denuncia ante la OEA y la ONU, con la presumible intención de conseguir el respaldo externo, a objeto de legitimar las agresiones encaminadas a derrocar al chavismo.



La cordura parecía apabullada ante la avalancha de irracionalidad guerrerista. Hasta que surge una lucecita que permite ver las cosas de otro modo. La…

Cuando Márquez y Santrich no creían en la negociación de Santos

Crónica Tomado de Las 2 Orillas Por Gabriel Ángel


En el mes de agosto de 2012 se celebró en la isla de La Orchila, con la autorización del gobierno colombiano y la colaboración del Presidente Chávez, una reunión de mandos de las FARC-EP convocada con un propósito definido, decidir si se aprobaba el Acuerdo de la Comisión Exploratoria que establecía la agenda de diálogos de paz con el gobierno de Juan Manuel Santos. En caso positivo, designar la comisión que se encargaría de los diálogos.


Acudí a ella acompañando al camarada Timoleón Jiménez, quien generosamente me incluyó entre los participantes. En realidad había una representación parcial de los mandos de los bloques. Asistir a dicha reunión implicaba trasladarse en absoluto secreto hasta Venezuela, lo cual sólo resultaba posible a los mandos del Bloque Oriental, el Magdalena Medio y el Caribe o Martín Caballero cercanos a la frontera.



El gobierno colombiano había sido reiterativo en extremo, en la necesidad de la confidencialidad absolu…

El Ejército colombiano estaría reclutando jóvenes y niños indígenas

Comunicado Tomado de Prensa Rural Por ONIC

El día 3 de septiembre del 2018 fueron entregados dos menores de edad, indígenas, por parte de la guerrilla del ELN a la comisión conformada por la iglesia, la Defensoría del Pueblo, el delegado para los derechos humanos y el gestor de paz del departamento de Arauca; inmediatamente fueron puesto a disposición del ICBF en la sede central, ubicada en el municipio de Saravena, entidad que decidió entregarlos y devolverlos a las autoridades y comunidad del pueblo U’wa mediante acta correspondiente.
Los menores de edad (cuyos nombres nos reservamos) fueron sometidos o constreñidos a apoyar las actividades de inteligencia e información para el Ejército colombiano, actividad que realizaban aproximadamente un año y a quienes se les había prometido pagarles una remuneración mensual con el objetivo de entregar información sobre los movimientos de la guerrilla.
Con fundamento en el anterior hecho preguntamos a las autoridades nacionales para que respondan si…