Ir al contenido principal

Falacias y verdades de un resultado electoral

Análisis
Tomado de Cambio Total
Por Allende La Paz


No bien terminada la jornada electoral de este domingo, los diarios de la oligarquía lanzan como siempre sus falacias que a fuerza de repetir convierten en "verdades".Ñ.

Colombia, país de "derecha"


La primera de ellas, que el "país gira a la derecha". Y cuando ha estado en la izquierda, o siquiera en el centro? Jamás. El llamado "país Político" ha sido una caterva de corrompidos que siempre han estado a la derecha. Carentes de ideología democrática, verdaderamente democrática, se abrazan en la ultramontana y confesional ideología de la extrema derecha desde la mitad del siglo pasado. Iniciada esa época aciaga con el asesinato de J.E. Gaitan, se empotró en todas las instituciones estatales la ideología fascista -llevada allí por los funcionarios liberales-conservadores-, la cual ya estaba presente en la "Ley Heroica" de los años 20 que permitió la Masacre de las Bananeras.

Así que esta primera falacia, queda totalmente desvirtuada porque los sucesivos gobiernos siempre estuvieron al servicio de la derecha, es decir, terratenientes-ganaderos, empresarios, financieros, y como no, politiqueros tradiconales, para lo cual elegían sus voceros a las corporaciones para que legislaran a su favor y dar una apariencia de "democracia".

O si no, como podría entenderse que un engendro narcoparamilitar -proyecto gringo de guerra contrainsurgente-, haya campeado en todo el territorio nacional, llevado de la mano de las cúpulas militares de todos los tiempos, las cuales a su vez eran dirigidas por los gobiernos de turno. El resultado de ese proyecto es la guerra contra el pueblo, la cual ha producido 966.000 víctimas mortales y más de 5,5 milllones de desplazados internos y externos.

Además, como explicar que el narco-paramilitar ex presidente Uribhitler -mediante fraude electoral cometido en la Registraduria de Santa Marta por Jorge Noguera Cotes-, fuera llevado al palacio presidencial, palacio que fue llamado por sus "amigotes narcoparamilitares" como "Casa de Nari". Como entender si no que semejante engendro delincuencial -similar al engendro de Pablo Escobar Gaviria- fuera elevado a la primera magistratura con la promesa -incumplida- de "vencer a la guerrilla" y por el contrario lo que hizo fue alborotar el avispero.

Es de anotar que los medios burgueses dejan traslucir una mal disimulada alegría porque según ellos "las FARC deberían tomar nota del "triunfo" de Uribhitler". Cual triunfo, preguntamos en Cambio Total. Uribhitler agrupó a su alrededor a todo el espectro de la extrema derecha, o sea al fascismo, y apenas alcanzo a sacar elegidos 19 senadores que comparados con el 35% que anuncio Mancuso y Crlos Castaño, demuestra que los grandes "electores" son los narco-paramilitares ya que fueron ellos los que inundaron de dineros calientes el debate y las elecciones.

Las denuncias así lo muestran, como muestran que nunca como ayer la compra de votos fue la gran ganadora de las elecciones. La corrupción es total y como dice el adagio "que esperabas de los corruptos que no fueran actos de corrupción?" Es tan aberrante esta situación que el primo hermano del capo asesino del Cartel de Medellín -"Don" José Obdulio Gaviria- mancillara aún más la institución senatorial y el séquito que lo seguirá será un séquito de moscas y ratas.

La abstención y el voto en blanco


Fueron las grandes ganadoras de las elecciones y confirma una vez más que el pueblo colombiano no lo movilizan las propuestas de los partidos oligárquicos y mucho menos el "Centro demofascista" de Uribhitler. Haber alcanzado apenas 2 millones de votos, después de "arrasar en elecciones presidenciales" demuestra a las claras que los que participan en el circo electoral son electores amarrados a la maquinaria narco-paramilitar y a la compra venta. Si Uribhitler no hubiera comprado votos en estas elecciones con seguridad estarían buscándolo más allá de Bocas de Ceniza en Barranquilla.

El fenómeno de la abstención es tan preocupante para la oligarquía ya que demuestra que la oligarquía, su maquinaria, y el narco paramilitarismo no son suficientes para movilizar los colombianos hacia sus propuestas. Ello es evidente, desde luego, en la escasa participación ya que para Senado apenas alcanzáremos el 43,58% y para la cámara fue de 43,57% , al punto que el delegado de la OEA "Viera-Gallo agregó que esta escasa participación se suma además a la cantidad de votos nulos que según los datos preliminares de la Registraduría Nacional ascienden al 10,38 % en el caso del Senado y al 12,23 % en la Cámara de Representantes" (El Espectador).

El proceso de Paz


Es a todas luces que el hecho de resultar electo Uribhitler no modifica el escenario de primerísimo orden de la Mesa de Conversaciones de La Habana, ya que una bancada minoritaria si acaso logra con su presencia avalar disco proceso ya que al entrar al juego congresional significa que Uribhitler esta urgido de un "blindaje"a fin de no ser juzgado por la CPI por sus crímenes de Lesa Humanidad.

El proceso de Paz continuara y le corresponderá al gobierno -si desea su continuación- dotar a la Mesa de La Habana de los elementos indispensables para llevarla a buen puerto.

Las masas y las elecciones


Hemos visto con gran interés la posición de la Marcha Patriótica de no participar en esta contienda electoral para resguardar sus fuerzas para las luchas que se avecinan este 2014. Los preparativos del nuevo Paro Agrario y Popular demostrara la real valía de esta posición, la cual esta respaldada por la historia del abstencionismo en Colombia. En estos momentos, lo primordial es la organización y la unidad del pueblo en su conjunto y hacia allá se dirigen los esfuerzos de los Marchistas Patrióticos.

Comentarios

Entradas populares de este blog

El 'enemigo interno' del Estado no solo son las FARC

Análisis Por María Méndez Colombia Soberana




Las horas pasan lentas entre el espanto y la esperanza. Pareciéramos revivir los años del final de la década de los 80 y los 90. Casi dos masacres por semana perpetradas  por el Estado y sus grupos militares y paramilitares.  Todo tenía  su  origen  en  el hecho  histórico  que significaba los diálogos entre  la guerrilla y el gobierno de Belisario Betancur. La   esperanza de  paz  había  surgido  en   Casa   Verde, luego,  la   traición  y  el  bombardeo  con  que  el gobierno  de  César Gaviria pretendía asesinar al Camarada Manuel Marulanda Vélez y a toda la dirección de las  FARC.
Siguieron años oscuros masacres tras masacre bajo la mirada y batuta del Estado y los medios masivos de comunicación que deformaban la información y avalaban la política de terror estatal que no dejaba de asesinar, violar, quemar calcinar la esperanza, sin embargo ésta resurgía en el Caguán. 

Estos diálogos se erigían como una ventana abierta a conseguir un acuerdo …

Lo que viene para De la Calle, tras ser elegido candidato liberal 2018

Noticia Por El Tiempo

Con un llamado a quienes “han presentado sus candidaturas a favor de la paz y contra toda forma de corrupción” para unirse y conquistar el poder en 2018, el candidato presidencial del Partido Liberal, Humberto de la Calle, comenzó este domingo la búsqueda de una coalición que defienda el acuerdo de paz alcanzado con las Farc, en La Habana.
El llamado se produjo minutos después de que se conociera que su nombre se impuso sobre el del exministro Juan Fernando Cristo en la consulta del Partido Liberal que escogió candidato presidencial.
El triunfo de De la Calle se dio en medio de una jornada que en muchas partes del país se caracterizó por la baja asistencia: apenas votó el 2,12 por ciento del Censo Electoral.
Con el 100 por ciento de la votación escrutada, De la Calle alcanzó 365.658 votos y Cristo 324.277 apoyos. La participación total, según la Registraduría, fue de 744.521 ciudadanos.
Desde su sede de campaña, Cristo aceptó la derrota y le manifestó a De la Calle que…

Paramilitares y fuerza pública agreden a comunidad en San José de Apartadó

Noticia Tomado de Prensa Rural Por Comunidad de Paz de San José de Apartadó

Los asentamientos de nuestra Comunidad de Paz se están viendo cada vez más asediados por grupos paramilitares que desde hace más de 20 años se pasean por nuestras montañas con la arrogancia de quienes se sienten protegidos por el poder del Estado y su fuerza armada, que en esta coyuntura del “posacuerdo de paz” se han envalentonado aún más, afirmando que son la autoridad suprema de la región y que todos deben someterse.
Si bien nuestros asentamientos están marcados con vallas donde se enumeran nuestros principios y reglamentos de Comunidad ajena a la guerra, estos gestores del crimen violan, como fieras sin razón, apoyadas sólo en su fuerza bruta apalancada activa o pasivamente por las instituciones del poder de turno, nuestros más sagrados derechos.
¿Hasta cuándo seguirá el cinismo sin límites de este Gobierno sordo y ciego, que no escucha ningún clamor de las víctimas y asiente con la mirada desviada hacia otras …