Ir al contenido principal

"Desde su gestación, el llamado Marco Jurídico para la paz, no ha tenido en cuenta criterios de la insurgencia ni de sector político o social alguno"

Comunicado
Por Delegación de Paz de las FARC-EP



La Habana, Cuba, sede de los diálogos de paz, septiembre 19 de 2013 

Desde su gestación, el llamado Marco Jurídico para la paz, no  ha tenido en cuenta criterios  de la insurgencia ni de sector político o social alguno vinculado o interesado en el tratamiento del asunto. Sencillamente ha sido una imposición.

La pretensión de desenvolver una conceptualización de justicia transicional inoportuna, que implica un esquema de desmovilización y sometimiento de la contraparte insurgente, sin considerar en absoluto la necesidad de la desmilitarización de la sociedad y del Estado, es un absurdo que además tiene el inadmisible desacierto de pretender colocar en condición de victimario unilateral al movimiento guerrillero, a sabiendas que las víctimas lo son del conflicto. Entre tanto se construye un nicho de impunidad para el responsable fundamental de la confrontación, el cual por más vueltas que se le dé al asunto, por acción o por omisión, resulta siendo el Estado.

Al mencionado “Marco” que ya de por sí es un enorme estorbo para la paz, la Corte Constitucional  le sumó perturbaciones como esa de que la guerrilla debe entregar secuestrados que no tiene, más otras cuantas invenciones maliciosas que no es del caso traer a mención ahora.

Pero, como si la intención del establecimiento fuera perseverar en llenar de obstáculos el escabroso camino del entendimiento, por otro lado sigue impulsando en el Parlamento, la iniciativa unilateral del Referendo fuera de lugar.

Se rompe con el compromiso gubernamental de resolver el asunto de la refrendación concertándolo con la contraparte. Continuamos a la expectativa de la presencia del parlamento y los partidos políticos en la Habana. 

Los anteriores problemas, alrededor de los cuales no dejan de suscitarse sospechas electorales, van de la mano de la equivocada y ventajosa idea de un gobierno que, lejos del buen juicio,  se pretende juez y parte de una contienda en la que aún no hay ni vencedores ni vencidos.

Respecto a todo esto, persistiendo en la voluntad política del entendimiento, el diálogo, la concordia y la reconciliación que manan del deseo de justicia social, las FARC-EP consideran que es urgente retomar el respeto a la bilateralidad que entregue confianza para seguir adelante.


DELEGACIÓN DE PAZ DE LAS FARC-EP


Comentarios

Entradas populares de este blog

La alegre moda, asesinar exguerrilleros y líderes

Análisis Tomado de Las 2 Orillas Por Gabriel Ángel

Apenas a mitad de semana, se conocieron diversas noticias relacionadas con muerte de reincorporados de las Farc. La más reciente, la denuncia de la Asociación Campesina Semillas de Paz de la Macarena, Meta, según la cual el Ejército Nacional quitó la vida al exguerrillero Carlos Miranda, de 30 años de edad.
No es posible evitar asociar este hecho, con la muerte de Dimar Torres en el Catatumbo, también a manos de tropas en servicio. Ya el general Jairo Alejandro Fuentes, comandante de la Fuerza de Tarea Omega, explicó que se trató de la reacción de los soldados ante la agresión con arma de fuego que se les hizo desde una motocicleta.
Según la versión oficial, los militares adelantaban una operación contra Álvaro Boyaco, jefe de uno de esos grupos armados residuales que se hacen llamar Farc en la zona rural del Meta. En algún momento fueron atacados desde el vehículo por uno de sus ocupantes, lo que desencadenó su reacción. El muerto fue el …

Colombia puede ser ejemplo en sustitución de cultivos: Pablo Catatumbo

Análisis Tomado de Las 2 Orillas Por Pablo Catatumbo

“Atacar los cultivos de uso ilícito como si ahí radicara el problema no es la solución”, afirma el senador por el partido Farc
Todo parece indicar que el bienestar del país y la ciudadanía no están en la agenda del actual gobierno. Así lo demostró nuevamente Iván Duque cuando anunció que reanudará la aspersión aérea con glifosato para acabar con el llamado “narcotráfico”, lo cual como se ha visto, es una falacia. El glifosato no acabará con el “narcotráfico”.

La realidad de esta política es que no golpea la industria multinacional de las drogas ilícitas, ni en su comercialización ni en su producción, ya que no se ataca ni controla la venta de precursores químicos que son los que hacen posible la transformación de la hoja de coca en clorhidrato de cocaína, tampoco el lavado de activos.
Pero, lo que sí ataca es a las comunidades campesinas cocaleras que han sido abocadas por medio del despojo de sus tierras, el terror paramilitar y el aband…

Cualquier cosa puede pasar allí, es cierto

Análisis Tomado de Las 2 Orillas Por Gabriel Ángel


Durante cuatro años permanecí en la región del Catatumbo, luego de que los mandos superiores de las Farc resolvieran que mi estadía en el Bloque Oriental llegaba a su fin. A poco de llegar a esa región, fui informado de que existían aproximaciones con el gobierno de Juan Manuel Santos para entablar conversaciones de paz. Por mi cercanía con Timo, a cuyo lado debía trabajar, me fui enterando de los pormenores del proceso a medida que avanzaba.

Hasta que terminamos juntos en La Habana, donde desde la casa que habitábamos por la amable hospitalidad de los cubanos, él asumió la dirección directa de las conversaciones, discutiendo diariamente y consensuando con el resto del Secretariado Nacional de la organización, cada uno de los puntos que se abordaban en la Mesa de Conversaciones. Aunque Cuba es bella y cálida, no dejé de extrañar el clima y el paisaje catatumberos.
En estos días volví al Norte de Santander con ocasión de una entrevista. El …