Ir al contenido principal

Respuesta de las FARC-EP a Colombia Soberana (2)

Entrevista
De Colombia Soberana
Para Alianza de Medios y Periodistas por la Paz con Justicia Social

Foro Permanente_Delegación de paz de las FARC-EP

"Enarbolando las justas banderas de la paz no habrá sendero difícil de superar". FARC-EP. 

En días pasados publicamos una primera tanda de preguntas que amablemente ha contestado la delegación de paz de las FARC- EP a través del Foro Permanente , hoy, con plena alegría de que las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia deseen continuar con nuestra charla, presentamos una segunda parte.

Buenos días a las FARC y los demás participantes de este espacio.

El día de hoy me basaré en tres documentos que ustedes publicaron recientemente para hacer mis preguntas:
- Propuestas para una política de desarrollo rural y agrario integral (ET)
- Reflexiones VIII
- La carta al Ministro de Agricultura.
1. La primera propuesta “Realización de una reforma agraria integral, socio ambiental, democrática y participativa con enfoque territorial” está fundamentada en 15 propósitos que claramente recogen la voz del pueblo , pero somos conscientes de que tocan intereses poderosos, por tanto nos preocupa esta negociación en especial la de los siguientes propósitos:

b. Porque el gobierno ya ha dado su negativa de desmilitarizar zonas, por ejemplo la del Cauca y en el caso de los paramilitares se ha mostrado reacio a aceptar su responsabilidad histórica en la conformación de estos grupos y últimamente impotente ante su crecimiento, fragmentación y manejo. ¿Qué opinión tienen al respecto? ¿qué recomendaciones? 

FARC-EP

Desmilitarización y paramilitarización.

Respecto al tema de la militarización y la paramilitarización, desde luego que el gobierno está enviando una señal que alerta la intensidad de sus propósitos. El problema es más de fondo, no es solamente de la ocupación de espacios con poderosos despliegues de tropa, es la aplicación de un principio de la guerra que determina el objetivo. Pero adicionalmente está la militarización de la sociedad adaptándola a una concepción utilitarista a los fines más perversos.

Es el caso de las llamadas zonas de consolidación integral en que se combinan la guerra con acciones económicas, políticas, asistencialistas, sicológicas y de propaganda de guerra. De algún modo se pretende utilizar a la sociedad en el desarrollo de una política controlada desde el estamento militar, sustituyendo la autoridad civil y las facultades de las mismas organizaciones sociales y políticas, con un Estado Mayor empresarial que define las pautas fundamentales, nos referimos a los capitales transnacionales. Y lo afirmamos con toda certeza, más de 90 mil efectivos de la fuerza pública están a las órdenes de las transnacionales, especialmente las llamadas Fuerza de Tarea, especializadas para consolidar los territorios donde se focalizan estas inversiones.

Por otro lado, dentro de ese mismo esquema, se aprobó el fuero militar. Impunidad en pasado, en presente y en futuro. Pero el colmo, es que en pleno proceso de diálogo incrementaron el presupuesto de guerra a 26,9 billones de pesos, mientras para la agricultura solo destinaron 1,2 billones de pesos, que buena parte serán para estímulos a grandes inversionistas.

Creemos que estos contrastes permiten medir que tanta voluntad de paz existe en el gobierno, y calibrar las complejidades de este proceso de diálogo. El paramilitarismo, como se desarrolle y opere está dentro de la integralidad de la estrategia oficial.
Las víctimas del conflicto
Creemos que las responsabilidades se determinan por la causa y no por el efecto. El determinador debe asumir su responsabilidad, este conflicto pudo haberse resulto antes y el régimen ha preferido imponer la disciplina de los monopolios con la guerra. Hemos desarrollado esfuerzos por reducir la intensidad del conflicto y ha sido materialmente imposible. El dolor de las víctimas de la guerra carcome nuestras entrañas porque de sus circunstancias proviene nuestra razón de ser.

Colombia Soberana

e. Cuando se habla de la erradicación del latifundio la propaganda negra alega que ustedes quieren acabar con la propiedad privada. La misión de los medios alternativos como Colombia Soberana, es la de luchar contra esta matriz de opinión nociva para la paz que anhelamos, pero aparte de esto ¿Están las FARC preparadas para enfrentar este problema que segura vendrá?

FARC-EP

Nos estamos refiriendo al latifundio improductivo, es decir, tierras que están inadecuadamente explotadas, con usos incorrectos de los suelos, que además entraña una profunda naturaleza violenta. No solo por su carácter despojador de tierras, también por las terribles relaciones de producción que entrañan formas de explotación del trabajo casi en condiciones gratuitas.

Si logramos definir unos parámetros legales que permitan ahondar en la legitimidad y la legalidad de la tenencia de la tierra, sería suficiente para recuperar tierras, beneficiar a los campesinos sin tierra y resolver el nodo fundamental del problema del minifundio. Desde luego que no es fácil crear una institucionalidad democrática y efectiva para ello, pero ahí se pone a prueba la capacidad de lucha de los colombianos. Si solamente partiéramos de la idea de la propiedad ilegal, sin el complemento de lo improductivo, con seguridad se recuperarían el doble de las 8 millones de hectáreas despojadas en los últimos años. No hay que perder de vista que este capítulo de violencia se inaugura con la agresión a Marquetalia, aunque la violencia y el despojo vienen de mucho antes. La ilegalidad e ilegitimidad en la tenencia de la tierra en Colombia se ha extendido sobre la sangre derramada y los muertos insepultos de los dueños originarios y legítimos.

La complejidad del problema es también que no basta con entregar unas hectáreas de tierra a un campesino pobre o restituir un bien que fue despojado. Hay que definir las responsabilidades penales, políticas e institucionales. Seguramente se logre individualizar algunas responsabilidades pero ahí no queda el problema resuelto. Hay que desmontar a los factores de poder del terror como factor político, de lo contario vendrán de nuevo por las tierras sobre un nuevo reguero de muertos y otros tantos millones de desplazados.

El tema del crédito y el monopolio de la banca
Corregir los problemas estructurales del campo pasan por conformar una nueva institucionalidad y debe quedar garantizado que los campesinos no va a ser objeto de especulación con los créditos. No podemos hacer reforma agraria para entregarle los campesinos al sistema financiero que se rapiña posibilidades especulativas hasta quedarse con sus tierras.

Colombia Soberana

H. este punto habla de reparación, en lo cual se entiende que todos los actores, incluyéndolos, devuelven a sus víctimas lo perdido. En el caso de territorio ¿en qué condiciones lo harán ustedes, pues si bien ustedes en zonas de conflicto han producido desplazamiento por constantes combates con otras fuerza o actividades similares, pero no han despojado de sus territorios a estos campesinos?
Unos de los que se han beneficiado con el despojo han sido los latifundistas, las trasnacionales y el propio estado, y sin embargo en leyes actuales y en otros contextos ellos no aceptan ser victimarios, alegando que solo lo son los grupos armados ilegales, en especial las guerrillas ¿Cómo se podría hacer para que acepten su responsabilidad o al menos reparen en algo su daño? ¿Qué piensa de esto las FARC?
n. en este punto se hace referencia al crédito bancario, ¿esto sería como modificar el manejo actual de intereses y demás con lo cual la banca no estará de acuerdo ¿Cómo tratarán este tema? 
G y o. se refiere a la protección de la tierra frente a la extranjerización y la protección de nuestra subsistencia frente a tratados internacionales y TLC, tema que el gobierno considera intocable ¿creen que se avanzaran en estos puntos?

FARC-EP

Hay temas que son vedados como los relativos a otras ramas de la economía del país, el caso de la minería y los TLC. Serán vedados en el proceso hasta que la movilización nacional logre incorporarlos a la agenda de diálogos y obviamente la sociedad se incorpore a la Mesa con sus iniciativas. Pudiéramos decir que el peso y contrapeso en la balanza define la suerte del proceso, según se incline serán los resultados. Por eso el papel de la sociedad no debe ser solamente propositivo sino inmensamente activo empujando sus iniciativas.

Colombia Soberana

2. la falta seriedad del gobierno frente al proceso es notable puesto que al mismo tiempo que se adelantan las conversaciones intenta aprobar la ley de tierras, ¿Hay alguna herramienta para salvar las negociaciones de las constantes fallas gubernamentales? ¿En el sentido de voluntad política que hace diferente a este gobierno de los anteriores con los cuales se adelantaron procesos similares?

FARC - EP
Este y otros gobiernos en procesos de diálogo Productos de la misma entraña con algunas diferencias de matices.

Colombia Soberana
Sobre la judicialización de a las personas que intercambien con ustedes ¿Hay un mecanismo para que las FARC o los países que acompañan y apoyan el proceso denuncien este escupitajo a la democracia?

FARC-EP
Inaudita la judicialización que a quien venga a hablar de paz, mientras se mantiene en la impunidad los crímenes de guerra cometidos por funcionarios del estado y hasta se les ofrecen garantías jurídicas. Hay que romper ese esquema, por demás ilegal, hay que tenerle miedo al miedo, pues la penalización del pensamiento y la acción social hay que romperla con masas, con movilización social.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Santrich, el derecho, la política, la moral

Análisis Tomado de Las 2 Orillas Por Gabriel Ángel

Recuerdo que hace muchos años, antes de mi ingreso a la guerrilla, en una entrevista radial de Yamid Amat a Jaime Pardo Leal, por entonces presidente de la Unión Patriótica, el avezado periodista quiso introducir a su entrevistado en un asunto espinoso. Hablaban del tratamiento que debían recibir ciertos delincuentes, a lo que el doctor Pardo respondía con criterios sociológicos, invitando a su interlocutor a considerar la serie de factores paralelos al delito.

Tal y como es habitual en los grandes hombres de la prensa cuando interrogan a un dirigente de izquierda, el periodista quiso interpretar las palabras del exmagistrado y catedrático de Derecho Penal en la Universidad Nacional, como un intento de defender a los delincuentes, y mostrarlo a él como simpatizante con la comisión de esos delitos. Jaime Pardo lo cortó en seco con una afirmación, Usted no sabe de derecho penal, Yamid, no diga disparates.
La anécdota viene a cuento con ocasi…

La alegre moda, asesinar exguerrilleros y líderes

Análisis Tomado de Las 2 Orillas Por Gabriel Ángel

Apenas a mitad de semana, se conocieron diversas noticias relacionadas con muerte de reincorporados de las Farc. La más reciente, la denuncia de la Asociación Campesina Semillas de Paz de la Macarena, Meta, según la cual el Ejército Nacional quitó la vida al exguerrillero Carlos Miranda, de 30 años de edad.
No es posible evitar asociar este hecho, con la muerte de Dimar Torres en el Catatumbo, también a manos de tropas en servicio. Ya el general Jairo Alejandro Fuentes, comandante de la Fuerza de Tarea Omega, explicó que se trató de la reacción de los soldados ante la agresión con arma de fuego que se les hizo desde una motocicleta.
Según la versión oficial, los militares adelantaban una operación contra Álvaro Boyaco, jefe de uno de esos grupos armados residuales que se hacen llamar Farc en la zona rural del Meta. En algún momento fueron atacados desde el vehículo por uno de sus ocupantes, lo que desencadenó su reacción. El muerto fue el …

Colombia puede ser ejemplo en sustitución de cultivos: Pablo Catatumbo

Análisis Tomado de Las 2 Orillas Por Pablo Catatumbo

“Atacar los cultivos de uso ilícito como si ahí radicara el problema no es la solución”, afirma el senador por el partido Farc
Todo parece indicar que el bienestar del país y la ciudadanía no están en la agenda del actual gobierno. Así lo demostró nuevamente Iván Duque cuando anunció que reanudará la aspersión aérea con glifosato para acabar con el llamado “narcotráfico”, lo cual como se ha visto, es una falacia. El glifosato no acabará con el “narcotráfico”.

La realidad de esta política es que no golpea la industria multinacional de las drogas ilícitas, ni en su comercialización ni en su producción, ya que no se ataca ni controla la venta de precursores químicos que son los que hacen posible la transformación de la hoja de coca en clorhidrato de cocaína, tampoco el lavado de activos.
Pero, lo que sí ataca es a las comunidades campesinas cocaleras que han sido abocadas por medio del despojo de sus tierras, el terror paramilitar y el aband…