Ir al contenido principal

Militares de la Brigada Móvil 1 retienen arbitrariamente a campesinos en la vereda Villarica, La Macarena, Meta

Comunicado
Tomado de Pacocol
Por Comisión de Derechos Humanos de Marcha Patriótica 


Al tratar de salir de esta, Oliverio y Sandra, quien cuenta con 6 meses de gestación, fueron retenidos por soldados de la Brigada Móvil 1, bajo el argumento de no poder salir por razones de seguridad, pese a que en la verificación de sus antecedentes no encontraron ningún requerimiento judicial en su contra. Cuando los miembros de la comunidad acudieron al lugar, los militares los empadronaron y argumentaron que no era posible que Juan y Sandra salieran de su vivienda.


Comisión  Nacional de derechos humanos del movimiento político y social Marcha Patriótica.


Acción urgente: retención  y detención arbitraria de los campesinos Oliverio Artunduanga, Sandra Medina y Juan Beru Cutiva, vereda Villarrica, municipio de la Macarena – Meta  



Retención y amedrentamiento de población campesina en el marco de acciones militares de la Brigada Móvil No. 1 ponen en riesgo   inminente la seguridad e integridad de las comunidades y  población campesina de la vereda Villarrica – municipio de la Macarena, departamento del Meta Denunciamos que en el  marco de  las acciones militares emprendidas por la Fuerza de Tarea Omega, Brigada Móvil No 1, Batallón 19 “Cacique Calima”,  los días 10 y 11 de octubre de 2014, fueron  retenidos en  la finca “La Perla”,  los campesinos OLIVERIO ARTUNDUANGA   Y SANDRA MEDINA. De igual forma, aproximadamente a las 9:00 p.m. del día de hoy, 11 de octubre, fue  detenido arbitrariamente por miembros del ejército nacional  el propietario de  la  finca “LA PERLA”, JUAN BERU CUTIVA.



DE ACUERDO A DENUNCIAS RECIBIDAS RECIENTEMENTE:



HECHOS


Departamento del Meta, Municipio de la Macarena, Vereda Villarrica


Sábado, 11 de octubre  de 2014



1.    En el transcurso de la noche del 10 de octubre y las horas de la madrugada del 11 de octubre, efectivos de la Fuerza de Tarea Omega bombardearon  en zona rural de la vereda Villarrica, acordonando la finca “LA PERLA“,  de propiedad del campesino JUAN BERU CUTIVA, en la cual residen los campesinos OLIVERIO ARTUNDUANGA  Y SANDRA MEDINA. La propiedad se encuentra ubicada cerca  del lugar donde .se produjo el bombardeo. Al tratar de salir de esta, OLIVERIO  y SANDRA, quien cuenta con 6 meses de gestación,  fueron  retenidos por soldados de la Brigada Móvil No 1, bajo el argumento de no poder salir por razones de seguridad, pese a que en la verificación de sus antecedentes no encontraron ningún requerimiento judicial en su contra. Cuando los miembros de la comunidad acudieron al lugar, los militares los empadronaron y argumentaron que no era posible que Juan y Sandra salieran de su vivienda.


2.   Durante más de 5 horas, OLIVERIO ARTUNDUANGA Y SANDRA MEDINA, fueron retenidos en la finca sin posibilidad de salir de ella durante más de 5 horas, razón por la cual la comunidad tuvo que desplazarse nuevamente hasta el sitio y exigir a los efectivos del ejército la libertad de Oliverio y Sandra ante lo cual finalmente los campesinos lograron salir de la vivienda.


3.   Aproximadamente a las 9:00 p.m. del 11 del día de hoy, efectivos del Batallón 19 “Cacique Calima” de la Brigada Móvil No 1,  arribaron nuevamente a la finca “La Perla”, de propiedad del señor JUAN BERU CUTIVA,  inquiriéndolo sin ninguna orden judicial para   rendir una declaración, razón por la cual JUAN fue subido a un helicóptero y trasladado por los militares al municipio de La Macarena, donde finalmente pudo comunicarse con la comunidad para informar sobre su paradero y solicitar atención urgente frente a su situación.    


SEÑALANDO, que:
Las comunidades del municipio de la Macarena y la región aledaña a la serranía de la Macarena han tenido que enfrentar históricamente la persecución, el exterminio  y los señalamientos de parte de las fuerzas estatales y paraestatales, quienes afirmando el supuesto  apoyo de los pobladores a la insurgencia han sido los principales responsables de detenciones masivas y arbitrarias, señalamientos, intimidaciones y numerosas violaciones a los Derechos Humanos.     Estas situaciones siguen presentándose en la actualidad y ponen en  grave riesgo que a las comunidades campesinas en esta región.


RESPONSABILIZAMOS


Al Estado Colombiano en cabeza del señor JUAN MANUEL SANTOS CALDERON, a los Gobernadores de los departamentos del Meta y Caquetá en Cabeza de ALÁN JARA  Y VICTOR ISIDRO RODRIGUEZ LOAIZA,   respectivamente, por las violaciones al Derecho Internacional de los Derechos Humanos (DIDH) cometidas por integrantes de las fuerzas armadas regulares en la zona de operaciones de las unidades Militares y Policiales que dirigen.


EXIGIMOS


Responsabilidad estatal frente a los derechos a la vida, la seguridad personal, la integridad física y psicológica, la intimidad personal, familiar y de su hogar, a la honra y reputación y a la libre movilidad de los campesinos JUAN BERU CUTIVA, SANDRA  MEDINA Y OLIVERIO ARTUNDUANGA,   señalados, seguidos y constreñidos y demás  miembros de la comunidad de La Vereda Villarrica, al igual que de las comunidades de la región de La Macarena  que se están viendo afectados por la acción arbitraria de fuerzas armadas Militares  del Estado Colombiano.
AL ESTADO COLOMBIANO


•         El inmediato cumplimiento de las reiteradas recomendaciones que sobre el respeto y acatamiento del Derecho Internacional de los Derechos Humanos ha formulado la Comisión de Derechos Humanos de las Naciones Unidas, La comisión Interamericana de Derechos Humanos de la OEA y demás organismos internacionales.


•         Adelantar las medidas necesarias para lograr garantizar los derechos a la vida, la seguridad personal, la integridad física y psicológica, la intimidad personal, familiar y de su hogar, a la honra y reputación y a la libre movilidad de los campesinos  señalados


•         Desarrollar las acciones legales necesarias para determinar las responsabilidades colectivas e individuales por las violaciones al Derecho Internacional de los Derechos Humanos, consagrados en los hechos de esta Acción Urgente.
A LAS GOBERNACIONES DE META Y CAQUETÁ


•         Adelantar las medidas necesarias para lograr garantizar los derechos a la vida, la seguridad personal, la integridad física y psicológica, la intimidad personal, familiar y de su hogar, a la honra y reputación y a la libre movilidad de los compañeros campesinos  señalados.


•         Desarrollar las acciones legales necesarias para determinar las responsabilidades colectivas e individuales por las violaciones al Derecho Internacional de los Derechos Humanos, consagrados en los hechos de esta denuncia.
A LA DEFENSORÍA DEL PUEBLO.


•         Cumplir con su papel institucional de velar por la garantía y el respeto a los derechos constitucionales a la vida, la seguridad personal, la integridad física y psicológica, la intimidad personal, familiar y de su hogar, a la honra y reputación y a la libre movilidad de los compañeros campesinos  del municipio de La Macarena.


•         Desarrollar las acciones legales necesarias para determinar las responsabilidades colectivas e individuales por las violaciones al Derecho Internacional de los Derechos Humanos, consagrados en los hechos de esta Acción Urgente.
SOLICITAMOS.


A LA OFICINA DEL ALTO COMISIONADO DE LAS NACIONES UNIDAS PARA LOS DERECHOS HUMANOS (OACNUDH)
En el marco del cumplimiento de su mandato, prestar toda su gestión para que las actuaciones del Estado Colombiano se apeguen a las Normas internas y externas que se ha comprometido a respetar y que se inicien las investigaciones a que haya lugar por el desconocimiento de las mismas.


INSTAMOS A LOS ORGANISMOS DE DERECHOS HUMANOS Y ORGANIZACIONES POPULARES A MANTENERSE ATENTOS Y ALERTA LA CRITICA SITUACIÓN DE DERECHOS HUMANOS QUE ESTÁ AFRONTANDO LAS COMUNIDADES DE LA REGIÓN DE LA MACARENA.


COMISIÓN DE DERECHOS HUMANOS DEL MOVIMIENTO POLÍTICO Y SOCIAL MARCHA PATRIÓTICA.



Comentarios

Entradas populares de este blog

Caen líderes, dirigentes, exguerrilleros y niños

Análisis Tomado de Las 2 Orillas Por Gabriel Ángel

Si algo queda claro de los episodios que en materia de orden público sacuden al país, es que se equivocan de cabo a rabo quienes insisten en echar leña al fuego de la confrontación militar, los amigos de la guerra, así como se equivocan también los que se empeñan en reavivar una lucha armada que lo único que produce a diario son múltiples horrores. La verdad es que la única solución viable es la implementación integral de lo acordado en La Habana.

El Estado colombiano firmó un Acuerdo de Paz con la organización guerrillera más fuerte e influyente en la vida nacional, las Farc. Gracias a este se puso fin a un conflicto de más de medio siglo y el país sintió un profundo alivio. En extensas regiones se pudo por fin vivir en la normalidad, y se esperaron ansiosamente, de acuerdo con lo pactado, los planes de ayuda del Estado que erradicarían la pobreza y elevarían su nivel de vida.
La salida de las Farc, que ejercían poder y establecían un ord…

La derecha sigue siendo muy fuerte en Colombia

Análisis Tomado de Las 2 Orillas Por Gabriel Ángel

Muchos coinciden con la opinión de que el partido de gobierno sufrió una derrota contundente en las elecciones del domingo 27, concluyendo que no es cierto que el país se encuentre en manos de la derecha, como se pensó cuando Iván Duque derrotó a Petro en las últimas elecciones presidenciales. Las alcaldías de Bogotá, Medellín y Cali bastan para certificarlo.
Creo pasan cosas que inducen a pensar que la derecha sigue fuerte, solo que se ha difuminado en una serie de actores y posiciones que consiguen disimularla. No se trata de que el señor Álvaro Uribe conserve un alto índice de aceptación o no. Se trata de que sus ideas y prácticas se generalizan, aunque rostros y discursos distintos se asomen al escenario.
De otra manera no podrían explicarse fenómenos que de algún modo se imponen, sin la reacción que debieran despertar si primara una concepción diferente. Son 169 exguerrilleros firmantes del Acuerdo de Paz de La Habana, los asesinados …

Salida de Botero debe ser acompañada por un cambio en la política de seguridad

Comunicado Tomado de FARC Por Consejo Político Nacional

La renuncia del ministro de Defensa, Guillermo Botero, es una oportunidad para que el gobierno de Iván Duque ajuste su errada política de seguridad y defensa, que está llevando al país hacia el pasado de guerra y odio que se venía dejando atrás.
El asesinato de líderes sociales e integrantes de las FARC-EP  en proceso de reincorporación, las recientes masacres de indígenas en el departamento del Cauca, y la trágica muerte de ocho menores de edad en un desproporcionado bombardeo autorizado por el presidente Iván Duque,  son expresiones nefastas de esta situación.
La salida del ministro Botero no puede paralizar las investigaciones sobre las responsabilidades en los varios casos de presuntos crímenes de Estado. Los asesinados no pueden quedar en la impunidad. Pero, además, es necesario y urgente cambiar la doctrina del enemigo interno. El gobierno debe cambiar su interés de profundizar y empezar nuevos conflictos.
La actual política de s…