Ir al contenido principal

Los fascistas se descubren entre ellos

Análisis
Tomado de Cambio Total 
José María Carbonell, Cambio Total.



Las elecciones presidenciales ha dado hasta para que se saquen los "Trapitos al aire". El presidente en una tardía clarividencia se da cuenta que Uribhitler es un fascista. Por favors, será posible tanta ceguera -o conveniencia?- porque que nosotros sepamos el fascismo de Uribhitler esta presente en todos los 8 años de "su" gobierno.

Fascismo fue -y es- la práctica de las ejecuciones extrajudiciales o "falsos positivos" que dejo en los campos colombianos más de 3.500 jóvenes víctimas de tan criminal práctica, jóvenes que eran engañados, supuestamente contratados para ir a trabajar a la zona rural, asesinados, vestidos de uniformes -nuevos- de los militares, les colocaban un arma al lado y los presentaban como "guerrilleros dados de baja en combate" ante los medios de comunicación que complacientes les publicaban las noticias de los "avances" en la ganancia que tenía el Estado contra la guerrilla.

Fascismo es la práctica del Terrorismo de Estado de la DSN con sus otras modalidades criminales de las desapariciones, las masacres, las torturas y el desplazamiento, esta última que ha permitido el despojo a los campesinos de más de 6 millones de hectáreas, las cuales pasan a manos de los "empresários del campo", mientras ese mismo estado dice estar "restituyendoles" la tierra, en una maniobra que legaliza el despojo. Estas prácticas de violación de los derechos humanos ha dejado 966.000 víctimas mortales y 5 millones de desplazados, más 75.000 desapariciones (20.000 forzosas).

Fascismo es también, como no, las prácticas de impedir la justa protesta de los sectores populares y su tratamiento represivo a bala pura cuando se "rebasa la copa" y ante el cinismo y desidia de los funcionarios nombrados por el gobierno se lanzan a exigir la satisfacción de sus necesidades la reglamente aplazadas por los sucesivos gobiernos oligárquicos.

Fascismo es abandonar las obligaciones constitucionales que tiene el estado para privatizar la salud, la educación, la recreación, hasta de los cementerios, porque en Colombia no hay derecho ni de morirse y el pueblo esta condenado a ser un "judío errante" de los que García Márquez nos daba cuenta en sus famosas novelas. Es tan aberrante esta situación que mientras el "odiado" gobierno venezolano editara gratuitamente las obras de nuestro Nobel de Literatura para repartirlas entre los pobres de Venezuela -que ya no son tan pobres porque el estado esta pagando la deuda social dejada por los gobiernos oligárquicos de COPEI y AD-, en Colombia todo se deja a merced "del capital privado" porque la cultura tampoco es un problema del estado.

Eso si, los fascistas de diferente pelambre, llámense Uribhitler, Santos u Ordóñez siguen implantando el fascismo y apenas ahora -!- se están dando cuenta de cuan fascistas son su "amigos-competidores". Ven la paja en el ojo ajeno y no la viga en el propio. Ojalá esos "Trapitos al aire" que se están sacando ejemplarice a nuestro pueblo y nos decidamos a colmar y copar las calles y carreteras para impedir que el fascismo y los fascistas sigan reinando en Colombia.

Comentarios

Entradas populares de este blog

La guerra y la paz, el petróleo y el fracking

Análisis Tomado de Las 2 Orillas Por Gabriel Ángel


Todos los días vivimos el pulso permanente entre la guerra y la paz. De pronto pasan a primer plano las maniobras militares ordenadas por el presidente Nicolás Maduro en la frontera, y las furiosas reacciones del lado colombiano, que neciamente fanfarronean en torno al inmediato apoyo que recibirían del gobierno de Trump, en caso de cualquier ataque militar.


Retumba el coro acusador contra la revolución bolivariana. Los medios despliegan incontables declaraciones en torno a la presencia de guerrillas en el vecino país, con pleno apoyo del gobierno venezolano, al tiempo que la Cancillería colombiana anuncia acciones inmediatas de denuncia ante la OEA y la ONU, con la presumible intención de conseguir el respaldo externo, a objeto de legitimar las agresiones encaminadas a derrocar al chavismo.



La cordura parecía apabullada ante la avalancha de irracionalidad guerrerista. Hasta que surge una lucecita que permite ver las cosas de otro modo. La…

Cuando Márquez y Santrich no creían en la negociación de Santos

Crónica Tomado de Las 2 Orillas Por Gabriel Ángel


En el mes de agosto de 2012 se celebró en la isla de La Orchila, con la autorización del gobierno colombiano y la colaboración del Presidente Chávez, una reunión de mandos de las FARC-EP convocada con un propósito definido, decidir si se aprobaba el Acuerdo de la Comisión Exploratoria que establecía la agenda de diálogos de paz con el gobierno de Juan Manuel Santos. En caso positivo, designar la comisión que se encargaría de los diálogos.


Acudí a ella acompañando al camarada Timoleón Jiménez, quien generosamente me incluyó entre los participantes. En realidad había una representación parcial de los mandos de los bloques. Asistir a dicha reunión implicaba trasladarse en absoluto secreto hasta Venezuela, lo cual sólo resultaba posible a los mandos del Bloque Oriental, el Magdalena Medio y el Caribe o Martín Caballero cercanos a la frontera.



El gobierno colombiano había sido reiterativo en extremo, en la necesidad de la confidencialidad absolu…

El Ejército colombiano estaría reclutando jóvenes y niños indígenas

Comunicado Tomado de Prensa Rural Por ONIC

El día 3 de septiembre del 2018 fueron entregados dos menores de edad, indígenas, por parte de la guerrilla del ELN a la comisión conformada por la iglesia, la Defensoría del Pueblo, el delegado para los derechos humanos y el gestor de paz del departamento de Arauca; inmediatamente fueron puesto a disposición del ICBF en la sede central, ubicada en el municipio de Saravena, entidad que decidió entregarlos y devolverlos a las autoridades y comunidad del pueblo U’wa mediante acta correspondiente.
Los menores de edad (cuyos nombres nos reservamos) fueron sometidos o constreñidos a apoyar las actividades de inteligencia e información para el Ejército colombiano, actividad que realizaban aproximadamente un año y a quienes se les había prometido pagarles una remuneración mensual con el objetivo de entregar información sobre los movimientos de la guerrilla.
Con fundamento en el anterior hecho preguntamos a las autoridades nacionales para que respondan si…