Ir al contenido principal

« Nada nuevo »


Análisis
Tomado de Cambio Total
Por Allende La Paz



Esa expresión, lanzada por el cavernario « Ordónese de la risa », es la más absoluta muestra de cómo maneja la oligarquía –y Ordóñese no es oligarca, sino un clase media-, la cuestión del poder. Y la muestra desvergonzada como ésto se da.

Porque una reivindicación sea « vieja » no significa que la hayan satisfecho. No. Lo que está en el tintero es que precisamente porque no la han satisfecho es que se convierte en una reivindicación que está entre las reivindicaciones revolucionarias que exige el pueblo. Que en Colombia los oligarcas –y con ellos sus « mandaderos » serviles trogloditas- hayan retrasado la satisfacción de la inclusión –o su contrario- en la vida política de los colombianos pobres es palpable muestra de la razón de ser del nacimiento y persistencia de las guerrillas en la vida nacional.

Los campesinos, los indígenas, los obreros, los estudiantes, las mujeres, han sufrido la exclusión de la vida nacional, no sólo política, y las FARC-EP, como organización revolucionaria de pueblo en armas, ha luchado durante más de 50 años porque los colombianos pobres sean incluídos en la vida nacional, al tiempo que defienden el derecho a la vida. 

Más bien debería darles vergüenza que después de 50 años las FARC-EP esté peleando con las armas en la mano por incluir al pueblo en la vida nacional, contra todas los políticas y planes militares diseñados por el imperio y aplicado gustosamente por la oligarquía usurpadora del poder. Igual debería darles vergüenza que hoy, en pleno Siglo 21, los colombianos estén padeciendo de carencia de agua potable y adecuados servicios públicos, que todavía 2,5 millones de familias carezcan de vivienda, que la mortalidad infantil en menores de 5 años esté en el 17,5 por mil, , que la mortalidad materna esté por los cielos, que las personas se mueran en los « paseos de la muerte » porque no encuentran en dónde los atiendan, y que aún hoy el gobierno llame a los mismos que se han robado la salud para que hagan una « Reforma de la Salud », diseñada especialmente para ellos ya que la « Salud MIA » les entregará nada más ni nada menos que la bococa de 40 billones de pesos para que los « administren ».

El procuradorcito Ordóñese debería es estar preocupado porque los funcionarios estatales cumplan con su deber y no tapándoles los delitos a los seguidores del narco-paramilitar ex presidente Uribhitler, a quienes si acaso toca lo hace con « guantes de seda ». Tranquilo, pueblo, que « a todo marrano gordo –y Ordóñese lo está- le llega su San Martín », y ese día habrá fiesta con lechona incluída.

Mas si Ordóñese es incapaz porque sus luces ideológicas lo llevan hacia atrás a la edad de las cavernas, el narco-paramilitar ex presidente Uribhitler es muestra de la más aborrecible forma de politiquería. Un « politiquero » debería saber que no puede estar atacando en su gobierno las conversaciones de paz con las guerrillas –y en esas andaba desesperado por mostrar alguito-, y ahora porque el « otro » lo haga, entonces la ataca porque lo que «si no lo hago yo, no queda bien », muestra irrefutable del mesianismo narco-mafioso de ciertos personajes de la « vida nacional ». Mas cuando yo tengo la oportunidad de hacerlo no lo hago porque lo importante es reformar un « articulito » de la Constitución para re-elegirse –con cohecho incluído-, además de tratar de salvar a sus « congresistas » que resultaron presos por su participación en la narco-para-política uribista.

Es tal su incapacidad que no ven que, al contrario de lo que ellos creen, es que en vez de sumar, restan, y eso se los demostrarán las próximas elecciones, única forma oligárquica –junto a las famosas « encuestas »- de « participación política ». El narco-paramilitar ex presidente sabrá lo que es « morder el polvo de la derrota » porque ni siquiera alcanzará a elegir el 35% de los congresistas que fueron « elegidos » por los capos narco-paramilitares en su mejor momento, y por mucha plata narcotraficante que le metan a las elecciones y amenacen a todo el mundo, el pueblo sabe que ese individuo está más que derrotado. 

Ahí quedará patentizado que la extrema derecha –y todas sus excrecencias- no tiene cabida en la vida nacional porque no tienen nada nuevo que plantear. Ya ha sido suficientemente demostrado con la derrota de Landazábal y después con Bedoya, quienes ni siquiera alcanzaron un mínimo para tener figuración nacional.

« Nada nuevo », todo viejo, por ello todo por hacer, todo revolucionario.

Comentarios

Entradas populares de este blog

La alegre moda, asesinar exguerrilleros y líderes

Análisis Tomado de Las 2 Orillas Por Gabriel Ángel

Apenas a mitad de semana, se conocieron diversas noticias relacionadas con muerte de reincorporados de las Farc. La más reciente, la denuncia de la Asociación Campesina Semillas de Paz de la Macarena, Meta, según la cual el Ejército Nacional quitó la vida al exguerrillero Carlos Miranda, de 30 años de edad.
No es posible evitar asociar este hecho, con la muerte de Dimar Torres en el Catatumbo, también a manos de tropas en servicio. Ya el general Jairo Alejandro Fuentes, comandante de la Fuerza de Tarea Omega, explicó que se trató de la reacción de los soldados ante la agresión con arma de fuego que se les hizo desde una motocicleta.
Según la versión oficial, los militares adelantaban una operación contra Álvaro Boyaco, jefe de uno de esos grupos armados residuales que se hacen llamar Farc en la zona rural del Meta. En algún momento fueron atacados desde el vehículo por uno de sus ocupantes, lo que desencadenó su reacción. El muerto fue el …

Colombia puede ser ejemplo en sustitución de cultivos: Pablo Catatumbo

Análisis Tomado de Las 2 Orillas Por Pablo Catatumbo

“Atacar los cultivos de uso ilícito como si ahí radicara el problema no es la solución”, afirma el senador por el partido Farc
Todo parece indicar que el bienestar del país y la ciudadanía no están en la agenda del actual gobierno. Así lo demostró nuevamente Iván Duque cuando anunció que reanudará la aspersión aérea con glifosato para acabar con el llamado “narcotráfico”, lo cual como se ha visto, es una falacia. El glifosato no acabará con el “narcotráfico”.

La realidad de esta política es que no golpea la industria multinacional de las drogas ilícitas, ni en su comercialización ni en su producción, ya que no se ataca ni controla la venta de precursores químicos que son los que hacen posible la transformación de la hoja de coca en clorhidrato de cocaína, tampoco el lavado de activos.
Pero, lo que sí ataca es a las comunidades campesinas cocaleras que han sido abocadas por medio del despojo de sus tierras, el terror paramilitar y el aband…

Cualquier cosa puede pasar allí, es cierto

Análisis Tomado de Las 2 Orillas Por Gabriel Ángel


Durante cuatro años permanecí en la región del Catatumbo, luego de que los mandos superiores de las Farc resolvieran que mi estadía en el Bloque Oriental llegaba a su fin. A poco de llegar a esa región, fui informado de que existían aproximaciones con el gobierno de Juan Manuel Santos para entablar conversaciones de paz. Por mi cercanía con Timo, a cuyo lado debía trabajar, me fui enterando de los pormenores del proceso a medida que avanzaba.

Hasta que terminamos juntos en La Habana, donde desde la casa que habitábamos por la amable hospitalidad de los cubanos, él asumió la dirección directa de las conversaciones, discutiendo diariamente y consensuando con el resto del Secretariado Nacional de la organización, cada uno de los puntos que se abordaban en la Mesa de Conversaciones. Aunque Cuba es bella y cálida, no dejé de extrañar el clima y el paisaje catatumberos.
En estos días volví al Norte de Santander con ocasión de una entrevista. El …