Ir al contenido principal

Boletín Nro 8, Diálogos por la Paz con Justicia Social


TENEMOS LA VERDAD DE NUESTRA PARTEMiles de integrantes de las FARC-EP, Partido Comunista Clandestino de Colombia, Movimiento Bolivariano por la Nueva Colombia y Milicias Bolivarianas, , siempre que se presentaran condiciones adecuadas, seguimos atentamente el desarrollo de la apertura de las conversaciones y la rueda de prensa correspondientes a cada una de las partes. Es elemento de alta moral revolucionaria vernos tan dignamente representados.

Se instalaron formalmente los diálogos por la Paz con Justicia Social, en la ciudad de Oslo, Noruega, que a pesar del intenso frío, recibió de forma calurosa a los delegados del gobierno y de las FARC-EP en este nuevo intento de solucionar de forma incruenta el histórico conflicto social, político y armado que ha vivido nuestra Patria.  Muchos elementos para el análisis nos ha dejado esta histórica apertura de la mesa, de los cuales abordaremos algunos en el presente boletín.

Miles de integrantes de las FARC-EP, Partido Comunista Clandestino de Colombia, Movimiento Bolivariano por la Nueva Colombia y Milicias Bolivarianas, , siempre que se presentaran condiciones adecuadas, seguimos atentamente el desarrollo de la apertura de las conversaciones y las ruedas de prensa correspondientes a cada una de las partes. Es elemento de alta moral revolucionaria vernos tan dignamente representados. No entendemos porqué se sorprenden la oligarquía y los sectores de derecha nacionales e internacionales con el discurso de apertura de las FARC-EP.

Sepan señores de la oligarquía que no gustamos de la mentira, que somos completamente francos y siempre que expresamos nuestras ideas lo hacemos sin ambages y directamente. No somos dados a vestir o camuflar nuestras ideas y concepciones políticas con triquiñuelas linguisticas o falsos ropajes discursivos. Otra cosa muy diferente es que a ustedes no les guste escuchar la verdad y hagan de la mentira y falsedad su forma de vida, su esencia y forma de relacionarse con la sociedad. Por eso brincan y se retuercen cuando escuchan el discurso de las  FARC-EP en la apertura de los Diálogos por la Paz con Justicia Social.
La Paz es el anhelo más profundo del pueblo colombiano, y por eso, profunda tiene que ser la discusión alrededor de los problemas que en un momento histórico de la vida política y social colombiana, generaron una confrontación armada que hoy se mantiene vigente. La discusión de ninguna manera puede ser superflua, rápida o afanada, formalista e incompleta como lo pretende el gobierno, porque así no se construye la Paz para Colombia. Asumimos la construcción de la Paz como una gran e importante tarea, y no como problema para despachar rápidamente mediante acto administrativo.

La delegación de cada una de las partes, expresó con sorprendente claridad, la composición, naturaleza y formas de trabajar de cada uno de los contendientes en el campo de batalla. La delegación del gobierno: una delegación sombría, individualista, inexpresiva y autoritaria. Cuando una periodista le hizo una pregunta al General Mora Rangel acerca de cómo se había sentido en las primeras reuniones con las FARC-EP, Humberto de la Calle intervino tajantemente para decir que en esa mesa solo estaba autorizado a expresarse él.  De marcado corte Santanderista, haciendo énfasis en los procedimientos formales, en los puntos, en los tiempos, pero además en el engaño y la mentira. Es sorprendente que digan que la extracción de recursos naturales no tiene que ver con el problema de la tierra. Nunca se vió una sonrisa en delegado alguno del gobierno.

La delegación de las FARC-EP abordó los problemas estructurales del conflicto social, político y armado. Profundizó en ellas y convocó al pueblo colombiano a ser el actor protagónico en la solución de los mismos y en la construcción de la Paz con Justicia Social.  Hizo énfasis en el trabajo y dirección colectiva. El Comandante Iván Márquez, recalcó que las FARC-EP es una organización revolucionaria donde prima el trabajo y aporte colectivo, la dirección colectiva del movimiento, por eso se dio respuesta también colectiva a las preguntas de los periodistas, para complementarse, para expresar de forma más exacta la posición de la organización. No se evadió ninguna pregunta, ni hubo miembro de delegación vetado para hablar por parte de nuestro Comandante. Muchas veces se vio en la cara de los delegados de las FARC-EP la alegría de llegar a este nuevo escenario de diálogo, a esta nueva esperanza para Colombia.

Importante recalcar lo dicho por el Comandante Jesús Santrich. Aborrecemos la palabra “negociación”. La insurgencia no fue a Oslo o la Habana a “negociar” nada. No tenemos absolutamente nada que “negociar” con la oligarquía. Nosotros fuimos a dialogar, a hablar sobre los grandes problemas de Colombia y la forma de solucionarlos, y eso fue lo que hicimos en la apertura.

Por otra hay que advertir de manera preocupante, que nuevamente atacan de forma nefasta los mercenarios de la contrainsurgencia mediática, dejando a millones de colombianos sin la posibilidad de escuchar la rueda de prensa de las FARC-EP. Ese es precisamente uno de los problemas que tienen que ser abordados en la mesa: el derecho a la información y la democratización de los medios de comunicación. No es noticia grata para la Paz de Colombia, que millones de colombianos, y además gente de otros países, se quedaran sorprendidos cuando la transmisión fue suspendida por casi todos los canales nacionales, y muchos internacionales justo cuando comenzaba la rueda de prensa de las FARC-EP. Todos dijeron que iban a comerciales, pero la transmisión del evento jamás volvió. En Colombia solo dos o tres canales de carácter regional continuaron la transmisión. También dejó de transmitir Caracol Internacional y NTN24.

Simultáneamente fue atacada la página web www.resistencia-colombia.org, de los Bloques Iván Ríos y Martín Caballero de las FARC-EP. Además fueron atacadas otras páginas web de medios de comunicación alternativa. Toda una operación de cerco mediático, de imposición del pensamiento único en Colombia por parte de quienes verdaderamente odian la Paz y desean la guerra para Colombia.

Por el contrario, la voluntad de Paz de la insurgencia es total, aun cuando somos concientes que son miles los obstáculos para su consecución. Sabemos que hay francotiradores agazapados en contra de la paz, y lucharemos contra ellos, por los medios que ellos mismos determinen.

Por ahora, los bolivarianos y revolucionarios, verdaderos defensores de la Patria colombiana, esperamos con alegría la segunda parte de este combate político, que se dará en la ciudad de la Habana, Cuba, el 5 de Noviembre. Tenemos la verdad de nuestra parte.

SÓLO HABRÁ PAZ, CUANDO SE INSTAURE LA JUSTICIA SOCIAL

CADENA RADIAL BOLIVARIANA –VOZ DE LA RESISTENCIA-

SOMOS FARC, SOMOS EL EJÉRCITO DEL PUEBLO

19 de Octubre de 2012

Comentarios

Entradas populares de este blog

¿Por qué el excomandante Andrés París ataca tan duro a Timochenko?

Análisis Tomado de Las 2 Orillas Por Gabriel Ángel

Extraña regla quieren imponer los críticos acerbos del partido FARC. Sobre todo los que pertenecieron a sus filas alguna vez. Ellos pueden atacar el partido y su dirección, de manera abierta, cruda, incluso infame, recurriendo a las elaboraciones y argumentos más bajos. Se abrogan ese derecho que consideran inalienable, recurriendo a todos los espacios mediáticos y difundiendo por las redes al máximo sus infundios. Pero nadie puede responderles nada.
Si lo hace, está incurriendo en estigmatización, los sindica de disidentes, les confiere trato de enemigos. Cuanto se refiera a su labor corrosiva hace parte de inquinas y manipulaciones. Simplemente corrobora el espíritu antidemocrático y dictatorial que reina en el partido y sus dirigentes. Así que tienen la sartén por el mango, nadie puede contradecir sus dichos ni hacer claridad alguna sobre sus posiciones. Son la verdad revelada e incontrovertible.
A riesgo de convertirme de nuevo en blan…

En defensa del Partido de la Rosa

Análisis Tomado de Las 2 Orillas Por Gabriel Ángel

Si algún documento histórico ha sido objeto de malas interpretaciones y consejas, ha sido precisamente el Acuerdo para la Terminación del Conflicto y la Construcción de una Paz Estable y Duradera, conocido también como Acuerdo o Acuerdos de La Habana. Intereses de uno y otro lado se han empeñado en difamar de él, considerándolo por una parte como la consumación de la traición a la revolución, y por otra, como la consagración del comunismo en Colombia.
Desde los dos extremos del espectro político se han empeñado en impedir que el Acuerdo de Paz con las FARC tenga un desarrollo tranquilo. Teorías como la de que los revolucionarios no deben entregar las armas jamás, cumplen idéntico papel a aquellas que sostienen que el país le fue entregado a las FARC y por ende al castrochavismo. El resultado práctico de la acción de unos y otros es similar, impedir el paso a una Colombia diferente y en paz.
Que la derecha ultramontana calumnie el pacto de …

La extraña ciencia del profesor Carlos Medina Gallego

Análisis Tomado de Las 2 Orillas Por Gabriel Ángel

No suelo escribir sobre temas personales pues siempre he considerado este espacio como una oportunidad para exponer ideas. Si acaso algún asunto que toque una fibra íntima pueda haber provocado una columna en ese mismo tono, pero en líneas generales me he dedicado a opinar, consciente de que puede gustarle a mucha gente o no, apelando a la capacidad del público lector, quien en últimas define el curso de su pensamiento.
Esta primera columna de 2020, sin embargo, quiero dedicarla a un asunto que toca directamente conmigo. Y lo voy a soltar así, sin vueltas. Una amiga ofendida me envió el tuit que sobre mí publicó el profesor Carlos Medina Gallego, el cual normalmente debía ignorar, pues uno se acostumbra a las diatribas, las calumnias y las agresiones de los contradictores políticos. No sabía que el profesor de la Universidad Nacional lo fuera, al menos en ese extremo.
El tuit, de la cuenta oficial del profesor Medina, afirma: GABRIEL ANGEL…